Mojar la cama, problema que requiere de atención de especialistas

 

Orinarse en la cama o ropa después de los cinco años, y aun en la adolescencia, es un problema que puede tener su origen en afecciones a nivel del organismo o psicológico, por lo que antes de castigar o regañar al menor, es necesario que los padres lleven a su hijo con el médico.

Jesús Alejandro Morales Covarrubias, urólogo del Hospital General de Zona (HGZ) 1-A “Los Venados”, del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), alertó que aproximadamente 40 por ciento de los pequeños que sufren enuresis es ocasionado por problemas urológicos.

Las causas pueden ser retraso en el desarrollo, malformaciones congénitas en uretra, vejiga o uréter; infecciones urinarias y obstrucción en la uretra y vejiga, principalmente, explicó.

Por su parte, la psiquiatra de la Unidad de Medicina Familiar (UMF) número 22 del IMSS, Beatriz Rojas Calderón, dijo que a nivel psicológico, la ansiedad, depresión y el estrés ocasionados por cambios sociales como el nacimiento de un hermano, mudanza de casa o escuela y problemas familiares, pueden ser factores que desencadenen el descontrol en los niños.

Los especialistas advirtieron que los castigos, regaños e incluso exhibir al niño frente a familiares y amigos resulta contraproducente, debido a que disminuyen su seguridad, autoestima y es más complicado que superen el problema de orinarse en la cama.

El urólogo Morales Covarrubias recomendó acudir con los especialistas para determinar en primera instancia la causa y una vez diagnosticada, el pequeño reciba el tratamiento indicado. Por ejemplo, en casos urológicos se prescriben fármacos sin el riesgo de que reincida el mal.

Para aquellos que son a nivel psicológico se brinda orientación a familiares y al menor sobre cómo reaccionar ante los eventuales accidentes, de qué manera lo pueden apoyar en el colegio, así como de las rutinas y el tratamiento farmacológico para facilitar el proceso y evitar consecuencias de personalidad, explicó la psiquiatra Rojas Calderón.

Asimismo, recordó que existen varias prácticas que facilitan el control de la micción como restricción de líquidos antes de dormir, establecer horarios para ir al baño y el uso de alarmas.

Ambos especialistas coincidieron en que acudir a la atención médica para tratar este problema es la mejor solución para superarlo y evitar que en algún momento reincida.

Acerca Redacción

También te puede interesar

Cámara de Diputados organizó el Parlamento Abierto “Un nuevo modelo de Salud Mental”

LaSalud.mx.- Al inaugurar el Parlamento Abierto “Un nuevo modelo de Salud Mental”, la presidenta de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *