Alerta sobre la fiebre del agua "Potomanía"

México consume anualmente 17 mil 700 millones de litros de agua.

 En 2007, se brindaron más de 6 mil consultas a nivel nacional en todos sus niveles de atención por desórdenes alimenticios.
 
Al ingerir grandes cantidades de agua (más de 2 litros al día), el cuerpo sufre una descompensación nutricional, que se refleja con la disolución de minerales como sodio, potasio, calcio y magnesio a través de la orina, con lo que algunos órganos pueden sufrir daño ante el consumo excesivo de líquidos, advirtieron especialistas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).
 
A esto se le denomina potomanía, un desorden compulsivo y alimenticio que en la actualidad crea adicción y puede repercutir en serios daños a la salud; llegando a causar la muerte sino es detectada a tiempo.
 
Durante 2007, el Instituto otorgó a nivel nacional 5 mil 685 consultas en sus Unidades de Medicina Familiar y mil 190 en hospitales y Unidades Médicas de Alta Especialidad (UMAE), brindando en total 6 mil 875 consultas por desórdenes alimenticios; en ese mismo año, se registraron 9 defunciones asociadas a estos problemas.
 
Datos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) señalan que en México se consumen 17 mil 700 millones de litros de agua por año; actualmente ocupa el segundo lugar a nivel mundial con 169 litros de consumo de agua embotellada por persona anualmente y es el primer lugar en América Latina.
 
La nutrióloga Belem Reyes Iriar, adscrita al Hospital de Especialidades del Centro Médico Nacional (CMN) Siglo XXI, explicó que se debe equilibrar la ingesta de líquido durante el día, tomando en cuenta que los alimentos que consumimos contienen agua y sólo se deben complementar con un promedio de entre 4 ó 6 vasos diarios.
 
La pérdida de magnesio afecta al cerebro, provocando la falta de memoria, convulsiones, parálisis cerebral, dolor de cabeza y acelera el envejecimiento; ante la pérdida masiva de potasio por la orina, el corazón pierde su ritmo y puede presentarse falla cardíaca y en casos extremos provoca la muerte por estado de choque, esto es cuando el paciente tiene palidez, frío, pulso débil y la respiración es superficial; los riñones, regulan el equilibrio del agua y minerales, por lo que el exceso de líquido en el cuerpo, provoca que dejen de funcionar correctamente.
 
El doctor Miguel Ángel Zamora Olvera del Hospital de Psiquiatría con Unidad de Medicina Familiar No. 10, explicó que estudios internacionales indican que la potomanía se presenta con una frecuencia hasta del 80 por ciento en pacientes psiquiátricos crónicos, sobre todo en personas hospitalizados con padecimientos graves  como esquizofrenia, bipolaridad, trastornos de la personalidad y alimenticios; se piensa que el mismo mal afecta las estructuras del cerebro (hipotálamo) que regulan la sed.
 
Para descartar enfermedades como diabetes, el uso de diuréticos que incrementan la producción de orina y el empleo de sustancias que producen resequedad en la boca, especialistas del IMSS realizan un %u201Cdiagnóstico de exclusión%u201D, el cual se complementa con estudios hormonales, de orina, electrolitos sanguíneos y densidad sérica.
 
Comentó que en la atención de estos pacientes interviene un equipo multidisciplinario conformado por: neuroendocrinólogos, psiquiatras, psicólogos y nutriólogos; el tratamiento que se sigue con estos pacientes es restringiendo el consumo de líquidos a un litro y medio diario, en ocasiones, los médicos prescriben un diurético para aumentar la excreción de agua por parte de los riñones, aumentando el aporte de sodio en poco líquido.
 
Finalmente los especialistas recomiendan llevar una dieta balanceada y realizar ejercicio físico al menos 2 veces por semana, todo ello, en beneficio de la salud.

Acerca Redacción

También te puede interesar

Cámara de Diputados organizó el Parlamento Abierto “Un nuevo modelo de Salud Mental”

LaSalud.mx.- Al inaugurar el Parlamento Abierto “Un nuevo modelo de Salud Mental”, la presidenta de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *