Células Madre: almacenar esperanza

Curar enfermedades a partir de la aplicación de células madre hoy es una realidad; sin embargo, estos tratamientos tienen sus limitaciones, pues no todas las enfermedades pueden tratarse, ni todas las muestras son aptas.

Cuáles son las enfermedades que sí se pueden curar, cuáles están en fase de experimentación y qué tan determinante es almacenar las células madre de nuestros hijos para curar posibles futuras enfermedades. 

Luces del Siglo entrevistó al doctor Salvador Rovero, odontopediatra especialista en recolección de muestras de células madre a partir de los dientes de leche, el método más novedoso para uno de los laboratorios más importantes del mundo.

Empecemos por el principio. ¿Qué son las células madre?

Son unas células maestras que, además de autorrenovarse, son capaces de formar diferentes tejidos y órganos del cuerpo humano, es decir, que de ellas se logra formar otro tipo de células.

¿Qué son las células madre dentales? 

Las células madre mesenquinatosas que se extraen de los dientes de leche, o en algunos casos, de la muela del juicio. Son las células que pueden convertirse en diferentes tejidos y órganos del cuerpo, tales como el corazón, hígado, cerebro y la piel.

 ¿Son igual de efectivas que las del cordón umbilical?

Son distintas, y también poseen distintas aplicaciones, no se excluyen, sino que se complementan.

Existen infinidad de mitos alrededor de este tratamiento.

Regenerar órganos y tejidos a partir de células madre comienza a ser una realidad cada vez más palpable que amplía enormemente la esperanza de encontrar tratamientos para muchas enfermedades, claro que a veces se sobrevalora. Las personas deben informarse sobre qué pueden esperar de estos tratamientos para no desilusionarse, pero sin dudas es un enorme avance para la humanidad.

¿Cuáles son las enfermedades que sí se pueden tratar actualmente con estas células?

La terapia de células madre ha sido utilizada satisfactoriamente cientos de veces en todo el mundo y pueden, o podrán, ofrecer un remedio a condiciones como mal de Parkinson, Alzheimer, lesiones hepáticas, artritis y lesiones en las articulaciones, lesiones en los huesos, enfermedades cardíacas, producción de piel nueva en quemaduras graves, producción de nuevas córneas y otras enfermedades. 

¿Cómo son recolectados los dientes?

Los papás se ponen de acuerdo con el dentista que hará la extracción, luego se lo empaca en un kit especial de recolección y se envía inmediatamente al laboratorio, pues las células solo viven 48 horas.

Estas células sirven solo para el paciente, ¿o también puede usarla en un familiar?

Para que la terapia funcione mejor es importante que la fuente de las células madre sea compatible con el huésped. Para evitar el rechazo de tejidos trasplantados, lo mejor es utilizar las propias células del paciente en estos tratamientos.

Rovero hizo especial énfasis en que existe una falta de información sobre un tema tan importante que necesita de la mayor difusión y apoyo de las autoridades.

%u201CMucha gente llega al consultorio a preguntar, se lleva el folleto, pero no regresa; a veces los costos, aunque no son exorbitantes, hacen que las familias se echen para atrás, pero estoy seguro que es la mejor inversión a futuro%u201D.

¿Cuánto cuesta la recolección? 

Tomar la muestra no es costoso, alrededor de 500 pesos, lo más caro es la conservación, pero es algo que se paga en cuotas y no son tan altas como la gente cree. 

Bajo el microscopio

Un creciente número de padres en todo el mundo están pagando a empresas privadas miles de dólares para almacenar las células madre que hay en el cordón umbilical de sus recién nacidos. Lo hacen con la esperanza de curar futuras enfermedades, no solo al bebé, sino a sus hermanos y padres. 

Sin embargo, expertos insisten que incluso una muestra perfectamente limpia y esterilizada no es garantía de nada y que las probabilidades de que alguna vez se vayan a usar son mínimas, y distinguen entre los bancos públicos de células madre y los privados, pues enfermedades como la leucemia están siendo tratadas con células de bancos públi
cos, según informa un boletín enviado por el Colegio de Obstetras-Ginecólogos del Reino Unido, y Fundación para la Leucemia y Linfoma.

Pero a pesar de las advertencias, el negocio de los bancos de células madre está en apogeo. El Banco de Cordón Umbilical, empresa líder con laboratorios en México, Estados Unidos, Brasil, Argentina e Italia, con una red de 75 ciudades a nivel mundial, declaró que solo en nuestro país ya se han recolectado alrededor de 50 mil muestras de sangre del cordón.

Dado el aumento de clínicas y médicos que están ofreciendo vía internet tratamientos universales para curar enfermedades graves y que no cuentan con respaldo científico, la Sociedad Internacional de Investigación con Células Madre (ISSCR, por sus siglas en inglés) decidió lanzar un sitio online en Stem Cell Treatments para que la comunidad y los profesionales puedan acceder a información que cuenta con consenso científico internacional, una garantía necesaria hoy día para no quedar expuestos a los riesgos del uso no probado de estas células. 

Además, se le puede pedir a la entidad que verifique si un tratamiento ofrecido en algún centro, o por un médico, está adecuadamente regulado.

En cuanto al uso de células madre de cordón umbilical, con las que se tratan las enfermedades de la sangre, los especialistas recomiendan la donación a bancos públicos, porque las posibilidades de que un hijo necesite alguna vez las propias van desde 1 en mil hasta 1 en 20 mil. Estadísticamente, eso sería tener cero posibilidades. 

Víctor Sabia, director Comercial del primer laboratorio en conservar muestras de células madre de dientes, consultado vía telefónica desde la ciudad de México, confirmó que hay una escalada importante tanto en consultas, como en contrataciones y que los padres se inclinan cada vez más en hacer una inversión que significa una herencia de vida y de esperanza para sus hijos. 

%u201CActualmente recolectamos de unas 2 mil a 3 mil muestras en lo que va del año, pero el interés es creciente%u201D, afirmó. En tanto en Quintana Roo, Rafael Alpuche Delgado, secretario de Salud estatal, desconocía por completo el tema. %u201CNadie nos ha informado por qué se tienen que hacer permisos especiales. No sabría decirle%u201D; expresó al consultarle sobre esta práctica que crece no solo en el mundo, sino en Quintana Roo, donde todavía no existe legislación sobre el tema.


LO QUE HAY QUE SABER:

%u2022 Existen distintas clases de células madre, cada una con objetivos propios.
%u2022 Un único tratamiento no dará resultado en múltiples enfermedades no relacionadas.
%u2022 Hasta ahora existen muy pocos tratamientos con células madre ampliamente aceptados.
%u2022 El mero hecho de que las células madre provengan de nuestro cuerpo no significa que sean seguras.
%u2022 La oferta de tratamientos contra numerosas enfermedades mediante el uso de un único tipo de célula es un indicio importante de que esa clínica no puede ser creíble. 
%u2022 Lleva tiempo desarrollar nuevos tratamientos porque la ciencia, en sí, es un proceso largo y complejo.
%u2022 Desconfíe de las afirmaciones que sostienen que las células madre sabrán, de algún modo, dónde ir y qué hacer para tratar una enfermedad específica.

Acerca Redacción

También te puede interesar

Cámara de Diputados organizó el Parlamento Abierto “Un nuevo modelo de Salud Mental”

LaSalud.mx.- Al inaugurar el Parlamento Abierto “Un nuevo modelo de Salud Mental”, la presidenta de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *